Sueños que brillan en la oscuridad

No puedo evitar emocionarme siempre que llega una nueva obra de Isol a mis manos. Esta ilustradora, autora de libros infantiles imaginativos y sorprendentes, no siempre es fácil. Puede sobrecogerte con narraciones como “La bella Griselda”, llenarte de ternura demostrándote que “Tener un patito es útil”, reconciliarte con la idea de que tu familia es la más rara del mundo compartiendo con ella “Secreto de familia”, dar una visión completamente diferente de la anatomía como en “Mi cuerpo y yo”, y un largo etcétera que podríamos aplicar a todas y cada una de sus obras. Isol no deja indiferente a nadie, o te encanta o no conectas en absoluto con ella. Dueña de una visión absolutamente personal, Isol recrea el mundo a su manera en la que están presentes la innovación, la economía narrativa y la maravillosa cualidad de “salirse de la fila” para contemplar lo cotidiano con ojos completamente nuevos.

Su última obra, “Nocturno. Recetario de sueños”, es una preciosidad. Sé que es una palabra cursi y escasa para definir este libro, pero es la que me baila en la boca cuando intento describirlo. Vence el miedo a la oscuridad con una selección de sueños que brillan cuando apagas la luz transformando lo que hasta ese momento habían visto tus ojos. Este recurso, aplicado hace tiempo a hadas y otros seres mágicos acompañantes de las noches infantiles, se transforma en novedoso por la capacidad de la autora de mantener el aura mágica que tienen los sueños. El libro tiene una estructura de caballete que le permite mantenerse en pie de manera que cada noche elijas el sueño que deseas ver en función de tu estado de ánimo. Con una delicadeza infinita las traseras de estás páginas brillantes sugieren el tema del sueño de una manera increíblemente estética.

La editorial, Fondo de Cultura Económica, facilita las instrucciones para disfrutar de este libro brillante que recoge la variedad de sueños que habitan la noche: con aventuras, con escenas ridículas, con gente que sólo henos conocido de pasada… “Este libro está fabricado para brillar en la oscuridad. Simplemente hay que exponer alguna de sus hojas a la luz solar o a la luz de una bombilla eléctrica, para que la tinta fosforescente se cargue y devuelva, cuando estamos a oscuras, algo del ingenio que Isol dejó entre sus páginas. Para atrapar un sueño diferente, este libro ofrece una lista de sueños posibles, como visiones que te guiarán en tus horas dormilonas.”

Si queréis tener buenos sueños y disfrutar de noches emocionantes, no dejéis de ojear las páginas de “Nocturno”. Os dejamos un anticipo con la presentación del libro y la explicación de su autora.

Tags:

No se permiten comentarios.